¡Empieza una nueva aventura!

¿Quieres aprender de la mejor comunidad de aficionados a los caballos?

¿Quieres compartir tus experiencias con nosotros?


  1. Este sitio usa cookies. Para continuar usando este sitio, se debe aceptar nuestro uso de cookies. Más información.

Iniciar un potro para vaquera

Tema en 'Doma Vaquera' iniciado por Lolasan, 5/10/12.

  1. Hola a todos. Tengo una duda que me gustaría que me aclaraseis. ¿Cuando se inicia un potro con la intención de dedicarlo a doma vaquera, se utiliza filete, o directamente se le pone bocado?. No es que sea mi intención iniciar ningún potro. Tan solo es curiosidad, ya que tengo muy poco contacto con la doma vaquera, pero es una doma que me gusta mucho. Gracias por vuestra información :subdued:
     
  2. Hola,

    Supongo que aquí "cada maestrillo tiene su librillo"
    Yo al menos los inicio con filete y serreta forrada de pilarillos largos. Después se cambian los pilarillos largos por unos cortos. Cuando empieza a marchar bien y funciona bien con el filete paso a usar un pelham. Cuando va bien paso a 4 riendas en un bocado vaquero y finalmente dos riendas.
    Supongo que habrá quien este de acuerdo con mi método y quien lleve uno diametralmente opuesto. Yo en vaquera he visto de todo y pienso que cada uno utiliza el método que mejor le funciona. No hay un método estándar que le sirva a todos los jinetes y a todos los caballos.

    Saludos!
     
  3. Gracias por tu respuesta LuchadoX. Mi curiosidad surgió a raíz de leer, en el reglamento de vaquera, que los caballos jóvenes ya se presentan con bocado vaquero en las reprises iniciales, no como en doma clásica que se exige filete en las reprises básicas.
     
  4. Yo depende del potro y del caracter, pero lo mas interesante es lo que dicer luchador si se dejan claro. Pero tambien en bueno ir cambiado segun avanza el potro.
     
  5. El uso de los bocados depende mucho de la sensibilidad de cada jinete, todo se puede valer sigiendo unas pautas o metodo.
     
  6. Ami me gusta empezarlo con la serreta sola pero forrada, y una vez que lo tengo todo el los tres aires bueno le pongo un filetito y que se lo dejo asta que exo encima y lo tengo en los tres aires y parado para acerle una buena boca siempre acompañandolo de la serreta y luego me gusta mejor ponerle un hierro portugues y segun le vea la boca po le djo la serreta o le pongo las falsa riendas directamente ala boca
     
  7. ¿cual es el fin de poner las cuatro riendas en el bocado? y ¿como es el mando con ellas?
     
  8. El fin de poner las 4 riendas a la boca es reducir la presión del bocado sobre los asientos de la boca, ya que 2 riendas trabajan con la palanca del bocado y 2 sin palanca, lo que distribuye tu fuerza entre esas 4 riendas. Además de que con las falsas riendas a la altura de la embocadura ayudas mejor a que el caballo entienda la colocación lateral de la cara cuando se le piden ciertos ejercicios.

    Según tengo entendido antes de poner las 4 riendas a la boca ha de estar un tiempo con 2 riendas a la serreta y dos al bocado/filete. Para mi el esquema es el que han descrito más arriba con algún matiz, aunque es lo que he ido aprendiendo, ya que de momento no he domado ningún caballo ni considero que esté preparado para hacerlo.

    Un saludo
     
  9. El jaco va en falsas riendas con gitanos piralillos.....
    a ver si en la candelaria lo pongo en los farolillos

    José León, Galopando por los sueños

    Las falsas riendas en los farolillos son la transición desde las falsas riendas en los pilarillos de la serreta a las riendas del bocado. El objeto es similar al de las falsas en la serreta, pero mandando en los asientos del animalito.


    Saludos,
     
  10. Hola a todos.

    Para entender cómo se empieza la doma de un potro hay que pensar en muchos años atrás, donde ni había tiempo para dar buenas domas base a los potros y además tenían que servir para las faenas de campo, que no son precisamente dar vueltas en una pista.

    Para no dañar las bocas y sobre todo los asientos de los potros, el mando del jinete se basa al principio sobre la cara, utilizando la "mortífera" serreta...jajajajaja, ese utensilio tan odiado y tan desconocido a la vez..., liberando el contacto sobre la boca, mucho más sensible, y que si la lesionamos al principio, porque recordemos que los potros han de aprender y muchos se revelan y protestan, luego todo será más difícil.

    La embocadura que se le ponga al principio, pasa desde hierros vaqueros con embocaduras de filete, que para el que no lo sepa, los hay y antiquísimos, hasta los hierros móviles de embocadura, de patas y portamozos, tipo portugués, aunque en España los tengamos iguales, hasta las embocaduras más típicas que todos conocemos, aunque realmente lo que se pretende es que el potro se vaya adecuando a ellas, no haciendo nada más, ya que al tener el mando sobre la cara, la embocadura no se utiliza, se llevan las riendas colgonas...

    La intención de la serreta con pilarillos, más o menos largos, es la de dirigir al potro hacia un lado y hacia otro, no la de colocarle la cara ni nada de eso, eso viene después.

    Así pues, en los concursos actuales de potros, se lleva un hierro con falsas riendas a la nariz, aunque se suele o se debe no utilizar las del hierro.

    A medida que pasa el tiempo de doma, se suele ir cogiendo algo más las riendas del hierro, para irlo acostumbrando a la presion de la cadenilla y al efecto sobre la lengua y los asientos, muy muy suave al principio, aunque se suelen usar embocaduras con los pasalenguas pequeños, las denominadas suaves, tipo pelham, que tan de moda está, aunque en España las tenemos desde hace tropecientos mil...pero al ser el hierro negro y encima vaquero, parece que nos va a matar al jaco nada más ponérsela...juaaaaaaaaaa, todo para no apoyarse aún en los asientos, ya que se podrían dañar y estropearíamos el potro de por vida...

    Bien, cuando la doma avanza, esas riendas que teníamos en los pilarillos, se pasan a los farolillos, que como si dijéramos es el "orificio gordo" del pelham, para que nos entendamos. Se siguen utilizando las riendas mencionadas más que las de abajo, para seguir la progresión del cuidado de la boca, aunque a medida que se avanza, se van igualando las presiones, terminando por usar las de abajo, sobre todo al final de las sesiones de trabajo, atando las de arriba al cuello, y quitándolas cuando vemos que ya no hace falta.

    En fin, para mi, esa es la progresión.

    Saludos.
     
    yo tambien e visto a gente que pone filete y bocado, ¿la mision es la misma que si ponemos serreta y bocado o se usa para diferentes cosas? segun tengo entendido el filete sube la cabeza y ace que las orejas sean el punto mas alto del caballo mientras que el bocado lo que ace es recoger osease colocar la cara del caballo en la vertical, ¿eso mismo se consigue con la serreta y el bocado?
     
  11. #12 martinete, 24/10/12
    Última edición: 24/10/12
    Opino que a un potro no hay que iniciarle en DV o clásica u otra disciplina. A un potro hay que domarle y una vez que sepa andar bien, trotar bien, galopar bien y realizar espalda adentro, grupa al muro, etc. es cuando se le orientara a una disciplina y no antes.
    Respecto a bocado y filete, serreta con bocado, pienso que cada jinete tiene sus formas, pero no se pueden poner patrones fijos. Cada caballo es un mundo, cada caballo tiene una sensibilidad en la boca, en el hocico y en el resto del cuerpo. Cada jinete tendrá que aplicarse y estudiar cual es el mejor método con cada potro. Los caballos no vienen con manual como los muebles de determinada casa (por no hacer publicidad)
     
  12. Tan grande como siempre Martinete!! Esa es la verdadera doma, equitación sólo hay una, disciplinas muchas!!

    Un saludo
     
  13. yo solo pongo las cuatro riendas en la boca (los farolillos) segun como sea la boca que tenga el caballo.
    Si es un poco dura siempre lo acompaño con la serreta pero siempre forrada para no hacer daño.
    Tambien le pongo las cuatro riendas en la boca cuando son caballos muy sensibles de la nariz, aunque a primera hora allá que pelear con ellos un poco.
    El efecto de las cuatro riendas en boca es el mismo practicamente que cuando las llevas en la nariz,lo que pasa que notas ese contacto que no llevas con la serreta.Ahora si hay que tener un poco de tacto ecuestre por que podemos hacer daño en los asientos.
     
  14. No estoy de acuerdo con esta afirmación.
    El efecto en los pilarillos simula el efecto de filete y bocado, pero solo con un elemento. No es el mismo, pero puede ser muy parecido, pero el de la serreta cambia el mecanismo en la cara. El efecto es diferente, no solo por el punto de inserción, sino por el efecto conseguido. No es lo mismo la presión sobre una parte de la boca que en las narices.
    Te pondré un ejemplo. Un caballo que se "vaya de caña" tu crees que ¿se consigue el mismo efecto llevando riendas en los pilarillos que en los farolillos? yo te aseguro que no.
    Otra cosa muy distinta que se este de acuerdo con una u otra medida, pero repito que depende las características del potro y la sensibilidad de este para optar por una medida u otra y eso sí, que el jinete sepa emplear y distinguir ambos efectos, si no esto no tiene ningún sentido.
     
  15. No se si abras cogio un caballo o yegua con una boca estupenda,seguro que no se te pasa por encima el poner una media caña.Yo estoi de acuerdo con lo que tu dices y tengo otros potros con la serreta.Pero para mi depende del caballo te lo aseguro
     
  16. Afortunadamente, he montado caballos que iban muy bien de boca y que no necesitan más que riendas sobre el bocado. Esto, para mí es un objetivo, entre otras cosas porque me es mucho más cómodo llevar un caballo a dos riendas que a cuatro. No se me ocurre poner serreta con riendas a un caballo que no lo necesite, pero hay que reconocer que si se deduce que es necesario llevar cuatro, se llevan.

    No es lo mismo en farolillos que en pilarillos y que en cada caballo y según su conformidad, y en caso de necesidad, hay que decidirse por uno u otro sistema e intentar acertar.

    En estos momentos estoy con un potro que necesita las cuatro y que no le hace ninguna gracia que le toquen la nariz, pero estoy plenamente convencido, que en este caso particular, la forma menos mala es la de la nariz y por lo tanto, es la que he decidido. Eso no quiere decir que a lo largo de su doma cambie, de hecho ya ha sido probado a cuatro con dos en los farolillos, y aunque demostraba ir más cómodo, no demostraba "beneficios".

    Uno de mis objetivos más inmediatos, quitar la media caña y marchar con dos riendas, pero mientras no me demuestre que este preparado para ello, seguiré con las cuatro.

    Creo que básicamente, estamos de acuerdo.